fcb.portal.reset.password

El Barça afronta este miércoles la primera remontada de la temporada. Será ante el Athletic Club en la vuelta de los octavos de final de la Copa del Rey. Los azulgranas, que cayeron por la mínima en San Mamés (2-1), necesitan ganar el partido para pasar a la siguiente ronda de la competición del KO. La plantilla es del todo consciente de la dificultad del partido y por eso Luis Enrique espera que la afición llene el Estadio: "El Camp Nou debe ser un factor determinante. Considero vital el apoyo de la afición y espero que venga un gran número de aficionados para tener el refuerzo que necesitaremos".

El técnico asturiano ha aseverado que se espera al Athletic de siempre y seguro que "nos presionarán arriba porque forma parte de sus características" independientemente del resultado de la ida. "Sabemos que tenemos un resultado desfavorable, pero el hecho de saber que marcando un gol volvemos a estar por encima de la eliminatoria, nos da la confianza necesaria para afrontar el partido", ha reconocido Luis Enrique que también ha explicado que su equipo "debe ser muy efectivo, preciso y sobre todo, mejorar el porcentaje de salidas de pelota para superar la presión asfixiante del Athletic Club". Y ha añadido: "Conviene disfrutar de este tipo de partidos que son muy atractivos. Además, habrá una tensión en el ambiente necesaria que lo marca el resultado de ida y estoy convencido de que se verá un espectáculo acorde con la competición".

Sobre la dinámica de resultados en la que el Barça llega al duelo, Luis Enrique ha explicado que por ocasiones y por juego han merecido más que el Athletic y el Villarreal, pero "el fútbol es un deporte precioso que, en ocasiones, puede premiar a un equipo que genere poco y acabe ganando". Pero ha puntualizado: "Esto no quiere decir que nosotros no tengamos que mejorar nuestro rendimiento".

Volver arriba