fcb.portal.reset.password

Messi, después de uno de sus dos golazos al Bayern / GERMÁN PARGA-FCB

Messi y Messi. Y mil veces Messi. El mejor jugador de la historia rescató al Barça cuando el partido parecía atascado. En el minuto 77, el '10' del fútbol recibió el balón en la frontal tras una recuperación clave de Alves y lo colocó con potencia lejos del alcance de Neuer. Pero es que tres minutos después aún se superó: rompió la cintura de Boateng y picó el esférico por encima de Neuer con la derecha. Messi ha marcado la diferencia.


El regreso de Pep Guardiola: El ex capitán y entrenador más laureado de la historia del Barça se ha presentado por primera vez como rival en el Camp Nou. El técnico del Bayern se mostró muy intervencionista con su equipo, retocándolo tácticamente continuamente. Una de las imágenes de la noche fue el abrazo con su amigo Luis Enrique, justo antes del pitido inicial.


La lucha por el balón: Los dos equipos han protagonizado un combate encarnizado para hacerse con el esférico. Daban el 200% para asociarse con precisión o para presionar la circulación del contrario. El equilibrio en la posesión ha sido máximo en todo momento. Al descanso, el Barça dominaba con 52% y al final, con el 51% (según datos de Opta). Los locales han completado 411 pases, y los visitantes, 513.


Los pies de Neuer: El portero mantuvo a cero el Bayern en el primer tiempo. En el minuto 12 salvó un uno contra uno ante Luis Suárez y, en el 39, otro a Dani Alves. Además, en el cuarto hora de encuentro, Neymar había tenido otra ocasión clarísima a bocajarro. Resistían los bávaros gracias a su fabuloso portero.


Resultado excelente, noche mágica: Neymar, prácticamente en la última jugada del partido, estableció un 3-0 magnífico en un partido de ida. Tres goles de margen y portería a cero. El Camp Nou ha vivido una noche histórica ante el Bayern de Múnich. La afición culé animó y rugió a sus hombres, más cerca de Berlín que nunca.

Volver arriba