fcb.portal.reset.password

El Barça ha firmado unos números increíbles defensivamente hablando / FOTOMONTAJE FCB

La portería del Barça se ha cerrado a cal y canto en esta primera vuelta de Liga. Claudio Bravo, titular en las 19 jornadas, ha recibido únicamente 9 goles en contra en todos estos partidos, una cifra de récord en el Barça y también en la Liga.

Supone una media de 0,48 goles recibidos por partido, cifra que supera a la de cualquier ganador del Trofeo Zamora desde la temporada 1993/94, cuando Francisco Liaño se hizo con el galardón con una media de 0,47. El portero del Deportivo llegó al ecuador de aquella competición habiendo recibido sólo seis goles en contra, tres menos que ahora Bravo. Molina, del Atlético de Madrid, encajó uno menos que el chileno el curso 1995/96. Ningún otro portero de la Liga supera las cifras actuales de Bravo en el ecuador del curso.

En clave azulgrana, hay que remontarse hasta la temporada 1986/87 para encontrar cifras similares a las actuales. Entonces, Andoni Zubizarreta había encajado sólo 7 en 17 jornadas en una Liga que acabó teniendo hasta 44 partidos, play-off incluido. Víctor Valdés, en el curso 2009/10, había recibido 10 goles -uno más que Bravo- en el ecuador de una Liga de 20 equipos como la actual.

12 partidos sin recibir gol

Lo más sorprendente de esta cifra es como se han repartido los goles encajados por Bravo. Seis equipos le marcaron un único gol (Celta, Almería, Sevilla, Espanyol, Real Sociedad y Atlético), mientras que sólo uno, el Real Madrid, ha sido capaz de hacerle dos o más. En total, Bravo ha superado 12 de los 19 partidos de Liga sin encajar ningún gol en contra.

Volver arriba