fcb.portal.reset.password

Neymar es la principal referencia del Santos / FOTO: FIFA.COM

Habla Neymar, el crack del Santos: "Nos enfrentamos al mejor equipo del mundo, pero queremos hacer historia". Él, el jugador más mediático del conjunto de Muricy Ramalho, es la principal referencia brasileña. El hombre con más talento que puede y debe decidir los partidos, como ya hizo en las semifinales contra el Kashiwa japonés (1-3), en el que abrió el marcador con un gran gol desde fuera del área. "No importa si marco yo o no, lo que importa es ganar", ha insistido Neymar, consciente de que los favoritos son los azulgranas para conquistar el Mundial de Clubs.

Fortísimos en ataque, no tanto en defensa

En el duelo ante el Kashiwa, el Santos firmó tres auténticos golazos. Además de Neymar, también marcaron Borges y Danilo, de falta, en un partido en el que los brasileños siempre fueron por delante en el marcador. El partido de semifinales sirve para describir al Santos. Es un equipo prodigioso en ataque, con Neymar y Ganso como principales amenazas, y más débil en tareas defensivas. Un dato es revelador: el Kashiwa, campeón asiático, remató más a portería que los brasileños (14 a 8).

Ramalho: "Neymar les hará sufrir"

Hace muchos, muchos partidos que el Barça supera a sus rivales en la posesión del balón. El domingo, seguramente volverá a ser así. "Sé que no seré yo quien reduzca la posesión del Barça. Nadie puede con eso. Tenemos que estar atentos a los marcajes, ponerles presión y apostar por unas cuantas cosas, como un buen pase de Elano o Ganso, o una genialidad de Neymar. Neymar, definitivamente, hará algo. No tengo ninguna duda de que les hará sufrir", ha declarado en las horas previas a la final Muricy Ramalho.

No lucharán por la posesión

La posesión, pues, ni se discutirá. El Santos, que ya la perdió contra el Kashiwa -sólo tuvo el balón un 48% del tiempo-, tiene un estilo de juego basado en el contraataque. Plantea una línea defensiva de cuatro hombres formada por Danilo, Edu, Rodrigo y Durval, y en el centro se concentran Elano, Henrique y Arouca, y Neymar, Ganso y Borges, el hábil trío atacante, dosifica bien sus esfuerzos defensivos. Los tres últimos están para asociarse en ataque, para poner la magia en una acción puntual, para sorprender. En definitiva, para hacer daño.

Volver arriba