fcb.portal.reset.password

Abidal celebrando uno de los goles marcados en la final de la Liga de Campeones en Wembley 2011. FOTO: ARCHIVO FCB

José Ramón Alexanko en 1992, Carles Puyol en el 2006 y en 2009 y Éric Abidal en 2011. Son los tres futbolistas que han tenido el honor de recibir y levantar la Copa de Europa con la camiseta del Barça de manos del presidente de la UEFA. El último, Abidal, en gran parte gracias a Puyol y al resto del equipo.

El homenaje más merecido

Cuando los jugadores se dirigían a subir las escaleras de la Tribuna de Wembley, Carles Puyol y Xavi Hernández, los capitanes del Barça en la final, han cedido el brazalete a Éric Abidal. El francés había jugado todo el partido, recuperado plenamente de la enfermedad en el hígado que se le detectó el 15 de marzo. Abidal se ha situado el último de la fila y ha levantado la cuarta Champions de la historia.

Guardiola agradecido a Puyol

Tras la celebración sobre el césped, Pep Guardiola ha manifestado su admiración por el gesto de Puyol. "Quiero agradecer públicamente a Carles el detalle, que nos honra y nos hace más fuertes. Es una demostración más de lo que entiendo que somos y demuestra la calidad humana del vestuario", ha declarado.

Una emoción inexplicable

Éric Abidal, por su parte, estaba emocionado y agradecido: "La emoción que tengo no se puede explicar, es espectacular. Estoy muy agradecido a Puyi por su gesto". En un día tan especial, el '22' ha tenido un recuerdo para "la familia; mujer, hijas y padres, y a Martinica".

Volver arriba