Imagen de la orla de la Masia correspondiente a la temporada 1979/80. | ARCHIVO FCB

Josep Lluís Nuñez fue el ganador de las elecciones a la presidencia en 1978. | ARCHIVO FCB

El equipo celebra su primera Recopa de Europa, lograda en 1979. | ARCHIVO FCB

Quini, con su mujer, el 25 de marzo de 1983, una vez liberado de su secuestro. | ARCHIVO FCB

La segunda Recopa de Europa se ganó en 1982 en el Camp Nou. | ARCHIVO FCB

Urruti, deteniendo el penalti en Valladolid que otorgaba la Liga 1984/85 al Barça. | ARCHIVO FCB

La histórica victoria en Basilea en mayo del 1979, en la que el Barça conquistó por primera vez la Recopa de Europa, supuso el regreso del FC Barcelona a los primeros puestos de los grandes clubes mundiales. Era el primer gran triunfo de la era presidencial de Josep Lluís Núñez.

Durante la década de los ochenta el FC Barcelona alternó alegrías y decepciones, unos sentimientos marcados por los resultados deportivos, el rendimiento de los grandes fichajes y otros asuntos extradeportivos.

Fueron años de llegadas de futbolistas de sueño (Maradona, Schuster, Alexanco, Quini, Julio Alberto, Urruti, Marcos, etc.) y de entrenadores con maneras diferentes de ver el fútbol (Helenio Herrera, Lattek, Menotti, Venables, etc.).

Fueron también los años de los primeros contratos multimillonarios y de la aparición de los derechos de televisión como elemento para entender las dinámicas económicas del Club. La Entidad crece con la ampliación del Camp Nou y con el espectacular aumento del número de socios, que supera la mítica cifra de los cien mil.

NUEVA ETAPA CON EL PRESIDENTE NÚÑEZ

El fin del franquismo y el nuevo clima político de transición del país permitieron la recuperación de la democracia en el Club. El 6 de mayo de 1978 se celebran las primeras elecciones de la nueva etapa democrática. Todos los socios podían elegir libremente su presidente. Josep Lluís Núñez, con la campaña Abrimos el Barça, fue el elegido. Núñez incide fuertemente en el propósito de renovación del Club y en la necesidad de enderezar económicamente.

SE GANA LA PRIMERA RECOPA DE EUROPA

El 16 de mayo de 1979, en un partido épico resuelto en la prórroga, el Barça se proclama campeón de la Recopa de Europa ante el Fortuna Düsseldorf (4-3). Este triunfo fue acompañado por una impresionante expedición de cerca de 30.000 barcelonistas que pasearon banderas y banderas azulgranas por la ciudad suiza de Basilea. El título europeo mereció una celebración sin precedentes por las calles de Barcelona y otras ciudades catalanas. La llegada de los campeones fue apoteósica, con especial atención a Johan Neeskens, que dejaba la Entidad, y en Migueli, que había jugado la final con la clavícula rota.

EL SECUESTRO DE QUINI

El 1 de marzo de 1981 el máximo goleador del equipo, Enrique Castro Quini, fue secuestrado en la puerta de su casa. El cautiverio duró 25 días durante los cuales el vestuario fue una piña. El Barça, con la plantilla anímicamente muy afectada y sin su goleador, se vio obligado a continuar disputando partidos de Liga y perdió todas las opciones al título. Los seguidores se manifestaron en masa para pedir su liberación, que no se produjo hasta el 25 de ese mes.

LA SEGUNDA RECOPA, AL CAMP NOU

El 12 de mayo del 1982 el Barça ganó la segunda Recopa de Europa, en la final disputada en el mismo Camp Nou ante el Standard de Lieja (2-1), con goles de Simonsen y Quini. La Liga 1981/82, en cambio, se perdió en las últimas jornadas, cuando todo soplaba a favor del Barça.

EL FICHAJE DE MARADONA

Una de las operaciones más complejas y costosas que ha llevado a cabo el FC Barcelona es el fichaje, en verano de 1982, de Diego Armando Maradona, considerado el número uno del fútbol mundial en aquellos momentos. El Pelusa protagonizó jugadas y goles inolvidables. El delantero argentino era todo un prodigio con la pierna izquierda de oro, el cambio de ritmo, la velocidad y el regate. Pero su paso por el Barça estuvo marcado por la mala suerte. En dos años sufrió una hepatitis y una grave lesión. Estos imponderables provocaron que los aficionados no pudieran disfrutar de su inmensa clase de forma continuada. Maradona dejó el Club en 1984.

"URRUTI, T’ESTIMO"

El 24 de marzo de 1985 la victoria en la Liga se concreta a cuatro jornadas del final en Valladolid (1-2). Un penalti señalado contra el Barça en el minuto 88 podía retrasar el título. Urruti paró el lanzamiento de Mágico González y el Barça se proclamó campeón once años después del último triunfo. El portero vasco entraba a formar parte de la historia mítica del barcelonismo. El acierto de Puyal en la retransmisión radiofónica de Catalunya Radio en narrar la parada del portero repitiendo la frase "Urruti, t’estimo" ha quedado como el momento culminante de una Liga muy deseada.

AÑOS DE DECADENCIA

Desgraciadamente, aquel extraordinario equipo de la temporada 1984/85 que entrenaba Terry Venables no tuvo continuidad y en 1986 se sufrió un grave descalabro con la final de la Copa de Europa en Sevilla perdida ante el Steaua de Bucarest. Dos años después la crisis deportiva era bastante evidente y se hacía urgente la necesidad de una renovación a fondo del equipo.