fcb.portal.reset.password

Siarhei Rutenka, en un momento del partido / FOTO: ihf.info

Un triunfo trabajado frente a un equipo rocoso y bien organizado. El segundo partido del FC Barcelona en la Superglobe de balonmano que se está celebrando estos días en Qatar ha sido un enfrentamiento en el que ha servido la experiencia y la calidad. El Sydney University HC, que a priori es la Cenicienta del grupo F, donde está enmarcado el equipo de Xavi Pascual, ha presentado más dificultades iniciales de lo que se podía prever. Aún así, el Barça ha vuelto a demostrar que se encuentra en plena fase ascendente y que continúa cogiendo fuerza.

El encuentro ha comenzado con dos goles de los australianos, que han presionado con inteligencia. No ha sido hasta el minuto tres de partido que el Barça ha conseguido marcar su primer gol. A continuación, en el minuto cuatro, ha llegado el segundo. Durante los primeros compases, el partido ha sido bastante igualado: sin un claro dominador, pero con predominio atacante de los australiano. No ha sido hasta el minuto 10 cuando el Barça ha dado la vuelta al marcador y se ha puesto por delante del equipo estudiantil de Sydney. A partir de aquí, los de Xavi Pascual han dominado el partido con claridad.

Juego de contrataque

Durante toda la primera parte del encuentro, los catalanes ha definido su juego en jugadas de contrataque, marcando casi siempre en los momentos de debilidad del adversario. Los australianos han demostrado que saben cómo jugar en ataque, pero le cuesta mucho defenderse si el Barça desplegaba todo su potencial ofensivo. A finales de la primera parte, el resultado reflejaba la superioridad azulgrana. Desde que ha comenzado el segundo tiempo, el FC Barcelona se ha transformado: ha 'estrenado' un espíritu defensivo rotundo y bien pensado que refleja el estado de forma del equipo.

Espiritu defensivo

Al tiempo que definían la vis defensiva, los azulgranas han optado por profundizar en la vertiente del contrataque: las diferencias en el marcador se han acentuado. Entre el minuto 45 y el 50, los australianos no ha podido marcar ni un gol, en cambio los azulgranas han metido cuatro más. Con un 17-26 en el marcador del pabellón QHA Complex de Qatar, el partido se ha convertido en un recital de goles azulgranas, que ha crecido exponencialmente hasta los 34 finales.

Cabe destacar el buen trabajo en la primera parte del extremo derecho Joan Saubich, que marcado cinco goles en la primera media hora de partido. En el segundo tiempo, Sigurdsson, el polivalente extremo izquierdo islandés, ha marcado otros cinco goles. El lateral derecho Kiril Lazarov ha sido el otro protagonista del enfrentamiento, que ha marcado cinco goles más. De cualquier manera, lo más destacado de este segundo partido del mundial de clubes, no ha sido tanto las individualidades sino el contundente juego de equipo. El espíritu defensivo y las ganas de mejorar han hecho patentes la calidad y la experiencia de este equipo, llamado de nuevo a conseguir todas las metas que se propongan. De momento, con este nuevo triumfo, el equipo se ha plantado en las semifinales del torneo.


Sydney University HC-FC Barcelona (18-34... per fcbarcelona

Fitxa del partit

FCB: Perez de Vargas, Noddesbo, Tomas (4), Entrerrios (4), Sorhaindo (1), Sarmiento, Saric, Arino (2), Gurbindo (1), Sigurdsson (5), Rutenka (2), Morros (1), Karabatic (1), Saubich (5), Jallouz (3), Lazarov (5)

SYDNEY UNIVERSITY HC: Ivankovic, Gavidia (2), Gaulon, Aubard (2), Bonnin(1),  Hessellund (2), Weller (1), Lennstrom Nystrom, Alcaraz, Kelly, Anderson, Winkler, Striebel, Llorrente Llamazares (3), Traverso (1), Rui Tupan (6)

PARCIALES: 3-1, 4-5, 6-10, 8-11, 11-12, 12-15 -descans-; 12-15, 14-18, 15-20, 17-22, 17-26, 17-29 y 18-34.

Volver arriba