fcb.portal.reset.password

Jawai, en un mate / FOTO: ÁLEX CAPARRÓS-FCB

Colosales, más líderes y con la duodécima victoria consecutiva en el saco. Así se ha mostrado el Barça Regal en el Ülker Arena de Estambul, donde se ha enfrentado a un Fenerbahce Ülker que, como los azulgranas, venía de ganar la Copa turca. Pero ni una la plantilla llena de nombres estelares, ni el factor cancha han podido con un equipo que no se cansa de reivindicarse a través de un baloncesto digno de los más grandes. Los otomanos han mostrado débiles y perdidos casi desde el inicio.

El encuentro ha comenzado con los dos equipos mostrando sus mejores cartas. En el bando culé, el triángulo ofensivo formado por Pete Mickeal, Ante Tomic y Erazem Lorbek, carburaba a la perfección. Por parte turca Bo McCalebb y David Andersen eran los más incisivos. Con el duelo igualado a 6 puntos, faltaban los dos grandes talentos por aparecer: Juan Carlos Navarro y Bojan Bogdanovic.

'La Bomba' ha estallado en el ecuador del primer periodo con tres triples casi consecutivos que han dejado los otomanos fuera de juego a la primera de cambio. Bogdanovic lo ha intentado pero sólo ha sido capaz de sumar 3 puntos en su duelo particular con Navarro. El colapso de Fenerbahce ha ido en aumento y el primer cuarto se ha cerrado con 13-23 y un Barça Regal muy poderoso.

Avalancha de juego que sentencia el encuentro

Si el tramo final del primer periodo había sido notable, el segundo ha sido de matrícula de honor. La entrada de hombres como Marcelinho, Rabaseda, Jawai y, más tarde, Jasikevicius y Todorovic, ha escenificado la supremacía de los de Xavi Pascual. Las figuras de Mike Batiste, David Andersen, o Romain Sato han quedado completamente desdibujadas cuando un parcial de 2-10 en los primeros minutos les ha dejado en 'Knock Out' definitivamente.

El Barça Regal lo anotaba todo, el juego colectivo mostrado en las últimas semanas ha pasado por encima de la defensa de los de Simone Pianigiani. Rabaseda ha volado por encima de todos en un contragolpe que ha situado el 15-33. A partir de ahí, 'Saras' ha seguido repartiendo juego para que Todorovic y Tomic sumaran desde la pintura y Marcelinho demostrara una vez más su capacidad para hacer daño desde los 6,75 y el interior.

Han sumado todos, en ataque y en defensa, los otomanos han desaparecido y lo han hecho de tal manera que sólo han sido capaces de anotar 6 puntos en el segundo cuarto. Al descanso, el resultado era de escándalo: 19-50.

Nada cambia

La reanudación ha comenzado exactamente igual que lo había hecho el partido. McCalebb y Bogdanovic -con 14 puntos en cinco minutos entre ambos- querían limpiar la imagen de un Fenerbahce que ha seguido viendo como el Barça Regal les respondía con un baloncesto total.

Acciones de talento de Navarro, fundamentos y habilidad en la pintura encarnados por Ante Tomic, incansable labor y trabajo inmenso sin balón de un Pete Mickeal con un acierto descomunal, dirección de Victor Sada... los azulgranas se han paseado por el Ülker Arena a placer. El marcador reflejaba fielmente la realidad: 40-76 a diez minutos para un final plácido.

La rúbrica final

En el último periodo no ha habido tregua. Un triple de Marcelinho los segundos iniciales ha marcado el camino. Nuevamente, Jasikevicius, Jawai, Ingles, Rabaseda y Todorovic han relevado a sus compañeros de manera perfecta. Canasta a canasta y defensa a defensa han ido sellando una ventaja demoledor. Al final, 60-99 ante un equipo que roza los 80 puntos de media y que ha sufrido un Barça Regal en un momento de forma, de confianza y sobre todo, de juego, realmente sublime.

LA FICHAA DEL PARTIDO

FENERBACHE ULKER, 60
FC Barcelona REGAL, 99

Fenerbahce Ulker:McCalebb (17), Sato (2), Bogdanovic (18), Andersen (2), Oguz (1) -equipo inicial- Omer (2), Baris, Tripkovic, Peker (9), Batiste, Karaman (7) i Preldzic (2)

FC Barcelona Regal: Sada (4), Navarro (13), Mickeal (17), Lorbek (9), Tomic (14) -equipo inicial-  Huertas (14), Jasikevicius (6), Ingles (13), Todorovic (4), Jawai (3), Wallace i Rabaseda (2)

Consulta las estadísticas completas

Volver arriba