fcb.portal.reset.password

Rubio, celebrando uno de los goles del partido. FOTO: V. SALGADO - FCB

Bola dividida en el partido contra el Majadahonda. FOTO: V. SALGADO - FCB

Primer partido en casa, primera victoria del curso. El Barça de hockey hielo venció este sábado al Majadahonda en la Pista de Hielo en un partido eléctrico en el que los catalanes remontaron un marcador adverso de 1-3 al descanso para imponerse por 4-3 en la prórroga. Así pues, los azulgranas se hacen fuertes en casa desde la primera jornada.

Inicio frenético

Cuando tan sólo se habían disputado 55 segundos de partido el Barça encajó el primer gol. Era un tanto psicológico y los catalanes tardaron en reaccionar y no culminaban las ocasiones hasta que, a dos minutos de terminar el primer período, Marc Ribas aprovechó una asistencia de Oriol Rubio para situar el 1-1. Pero el Majadahonda, que en la primera jornada superó el Puigcerdà, demostró el por qué de este triunfo situándose con un 1-3 con dos goles en cinco minutos. Con este resultado se llegó al descanso.

Remontada y victoria

Pero los azulgranas, en su primer partido en casa, supieron reaccionar, ponerse las pilas, y un gol de Arnau Miguel -con asistencia de Einar Meyerson- daba unas esperanzas de que se confirmaban con el gol del empate de Juan Gordo después de un error de los visitantes. El 3-3 era un hecho y con este marcador se llegaba a la prórroga, que fue propicia cuando en el 02:39 una recuperación de Rubio terminó en penalti y el mismo jugador azulgrana convertía el 4-3 definitivo que dejaban los dos puntos en Barcelona.

Volver arriba