fcb.portal.reset.password

 

Sergi Roberto había mostrado las temporadas pasadas una gran adaptación a las diferentes posiciones del centro del campo, pero en el curso presente ha dado un paso adelante más en su polivalencia. El jugador de Reus se ha convertido en el comodín de Luis Enrique, multiplicándose y jugando en hasta siete posiciones diferentes del campo. Desde que comenzó la temporada, Sergi Roberto ya ha disputado 25 partidos, con un total de 1.666 minutos, y ha marcado un gol.

El protagonismo del '20' del Barça ha crecido de la mano de su adaptabilidad a posiciones muy diversas sobre el césped. Sergi Roberto comenzó la pretemporada adaptándose al lateral derecho tras la lesión de Douglas durante la gira y debido a que Dani Alves todavía no se había incorporado al grupo. Esta posición se mantuvo al inicio de la temporada oficial con la lesión de Alves. En las jornadas 2 y 3 de Liga y en el debut en la Champions, el '20' azulgrana ocupó el carril derecho de la defensa.

En un equipo como el nuestro, menos de portero, podría jugar en cualquier posiciónUna vez recuperado Alves, Sergi Roberto volvió a su posición natural de interior derecho, alternando con el interior izquierdo. Pero su adaptación a nuevas ubicaciones le llevó a ocupar, por ejemplo, el extremo izquierdo en el duelo del Camp Nou contra el BATE Borisov. Unos días más tarde, en la goleada en el Santiago Bernabéu, Luis Enrique sorprendió a todos situando al '20' azulgrana en la banda derecha del ataque en el lugar de Leo Messi. Y el de Reus respondió a la nueva posición con un partido excelente y con una asistencia de gol.

La de pivote defensivo no era una posición desconocida para Sergi Roberto. Durante la pretemporada la había ocupado puntualmente en ausencia de Sergio Busquets, pero en competición oficial también se ha adaptado muy bien, y con dos sistemas diferentes. Contra el Granada asumió la posición que habitualmente es propiedad de Sergio. Lo hizo con un recital de despliegue físico, control y recuperaciones. Y hace unos días, en el partido de vuelta de los octavos de final de la Copa en el campo del Espanyol, compartió el doble pivote con Rakitic.

El último ejemplo de la polivalencia del de Reus se vivió el pasado fin de semana contra el Athletic Club. Con la lesión de Jordi Alba, y con Sergi Roberto recientemente ingresado al terreno de juego, el '20' asumió el lateral izquierdo en el tramo final del encuentro. Y no desentonó. Tras ello, Luis Enrique se ha deshecho en elogios hacia su jugador todoterreno y ha dicho que podría jugar perfectamente de central. "En un equipo como el nuestro, menos de portero, podría jugar en cualquier posición", ha afirmado en rueda de prensa. "No es sorprendente. Lo más difícil es hacerlo bien en todas partes, y Sergi Roberto lo hace", ha sentenciado.

Volver arriba