fcb.portal.reset.password

 

Argentina logró esta madrugada la segunda victoria de la Copa América Centenario contra el combinado de Panamá. Y lo hizo gracias, en gran parte, a la aportación de Leo Messi. El crack azulgrana, que no pudo participar el duelo inaugural contra Chile, comenzó el partido en el banquillo -el también azulgrana Mascherano jugó los 90 minutos- y sustituyó a Augusto en el minuto 61 del encuentro con un ajustado 1-0 en el marcador, con gol de Otamendi. El '10' sólo necesitó seis minutos para inaugurar su casillero goleador particular en la competición. Aprovechó un mal despeje en defensa para batir al portero y hacer subir el 2-0.

Argentina ya tenía a su líder sobre el césped, y con él completó la goleada. Diez minutos después de estrenarse, Messi repitió con una de sus grandes especialidades. Con un lanzamiento de falta directo preciso consiguió el 3-0 que sentenciaba el triunfo del combinado de Gerardo 'Tata' Martino. Pero aún habría más. El '10' argentino, en las postrimerías del encuentro, recortó a su defensor en el interior del área y completó el hat-trick. Agüero, ya en tiempo de descuento, completaría la manita argentina contra Panamá que sitúa a la albiceleste como líder en solitario del grupo D de la Copa América.

Chile y Bravo se estrenan

Tras caer en el primer partido del campeonato contra Argentina, el combinado de Chile capitaneado por el azulgrana Claudio Bravo estrenó su casillero al superar a Bolivia por 2-1. Arturo Vidal adelantó a los chilenos, Campos empató el duelo y de nuevo Vidal, desde el punto de penalti en tiempo de descuento, dio los tres puntos al equipo dirigido por el ex azulgrana Juan Antonio Pizzi.

Volver arriba