fcb.portal.reset.password

Andrés Iniesta en una acción del partido de la Supercopa de Europa / MIGUEL RUIZ - FCB

Barça y Sevilla cerrarán la temporada este domingo. Lo harán en una nueva final, en este caso, de la Copa del Rey en el Vicente Calderón (21.30 horas). Ambos equipos iniciaron el curso oficialmente también con una final. Esa, sin embargo, correspondía a la Supercopa de Europa. Una final en la que el Barça se impuso en un partido vibrante (5-4) en Tbilissi. Desde entonces han pasado nueve meses y once días, se han encontrado en la Liga -con un balance de una victoria y una derrota- y ambos conjuntos pueden presumir de haber conquistado un título. El Barça se ha proclamado campeón de Liga por 24ª vez en su historia, y el Sevilla, por su parte, ha revalidado por tercer año consecutivo la Europa League. Ahora los dos lucharán para conseguir un doblete histórico.

Esta temporada, sin embargo, no es la única que el FC Barcelona ha iniciado y ha finalizado jugando contra el mismo equipo. A lo largo de la historia ha pasado en cinco ocasiones más, y todas han comenzado con la primera jornada de Liga y han finalizado con la Copa del Rey. Este año, sin embargo, la diferencia radica en el hecho de que los dos duelos son dos finales: Supercopa de Europa y Copa.

Los cinco precedentes

La primera vez que se produjo esta situación fue durante el curso 1939/40, en el que los azulgranas dieron el pistoletazo de salida y cerraron el telón de la temporada ante el Espanyol. Los culés no tienen buen recuerdo de los dos enfrentamientos tras perder el partido de Liga (0-1) y quedar eliminados de la Copa. Tres precedentes han sido contra el Real Madrid. La temporada 1942/43 los azulgranas cayeron derrotados por 3-0 en Chamartín, mientras que el final de curso será recordado por la derrota por 11-1 en el estadio madridista en el más que conocido escándalo de Chamartín.

Los otros dos precedentes contra el conjunto blanco datan de los cursos 1969/70 -los culés empataron (3-3) a domicilio en la Liga y quedaron eliminados en los cuartos de la Copa (1-1) en un nuevo escándalo, esta vez, el caso Guruceta- y 1984/85 -los azulgranas ganaron en el Bernabéu por 0-3, pero cayeron en los cuartos de Copa en los penaltis (1-1). El precedente de mejor recuerdo corresponde al curso 1950/51, en el que el Barça inició la temporada goleando la Real Sociedad por 8-2 en Les Corts y la cerró ganando en la final de la Copa el conjunto vasco por 3-0. Domingo los azulgranas tendrán la oportunidad de igualar la temporada del 1950/51 ganando la Copa del Rey para cerrar otro curso exitoso.

Volver arriba
_satellite.pageBottom();