fcb.portal.reset.password

Ivan Rakitic celebra un gol de Croacia con su compañero Mandzukic / DRAGO opta - HNS

El Azerbaiyán - Croacia (18.00 horas) estrena esta nueva jornada de clasificación para la Eurocopa 2016, que se celebrará en Francia el próximo verano. Los locales buscarán mejorar sus resultados del Grupo H contra una Croacia que es líder, con 14 puntos, y que lucha mano a mano con Italia para conseguir la primera plaza del grupo. Actualmente, los balcánicos y los italianos están separados por dos puntos en la clasificación, pero no pueden despistarse porque Noruega, con 10, los sigue muy de cerca.

Si Croacia gana su partido contra Azerbaiyán, habrá hecho su mejor inicio en una fase de clasificación para la Eurocopa, con 17 puntos en 7 partidos. Unos registros muy buenos, como también lo son los de Ivan Rakitic. El centrocampista del Barça es uno de los cuatro jugadores que encabezan el ranking de asistencias durante esta fase de clasificación, ya que ha hecho cuatro en seis partidos.

La nota curiosa del enfrentamiento se encuentra en los banquillos. El croata Robert Prosinecki es el seleccionador de Azerbaiyán. El ahora entrenador de los de la Región del Cáucaso jugó 49 partidos con Croacia y marcó diez goles. Tanto él como el actual seleccionador de Croacia, Niko Kovac, jugaron juntos en la selección entre 1996 y 2002. Ambos, sin embargo, son nacidos en Alemania.

Vermaelen vuelve a vestirse de Rode Duivel

Casi tres horas más tarde que el de Rakitic, comenzará otro partido con representación azulgrana. Se trata del Bélgica - Bosnia y Herzegovina (20:45 horas), con el regreso de Thomas Vermaelen a la convocatoria de los Rode Duivels (Diablos Rojos). Después de 14 meses, el defensa podrá volver a jugar con su combinado nacional, después de lesionarse en el Mundial de Brasil de 2014 y no recuperarse hasta finales de la temporada anterior. Pero, tras el buen inicio de competición que ha hecho con el Barça, el seleccionador belga Marc Wilmots ha decidido contar con él para jugar esta tanda de partidos de clasificación.

El primero será contra Bosnia, que debe servir para recuperar la moral de una Bélgica que perdió el coliderazgo en la última derrota ante Gales. Además, y teniendo en cuenta que el Grupo B es el más competido, ya que sólo hay seis puntos de diferencia entre los cinco primeros clasificados, los tres puntos se convierten en muy importantes.

La estadística que favorece a Bélgica es que sigue invicta en los últimos doce partidos de la fase de clasificación que han jugado en casa, con siete victorias y cinco empates. La última derrota data del 3 de septiembre de 2010, contra Alemania (0-1), cinco años y un día antes del partido de esta noche contra Bosnia-Herzegovina.

Ahora mismo, Gales es líder, con 14 puntos, seguido por los belgas, con 11. Pero Israel y Chipre, con 9, y Bosnia, con 8, les siguen muy de cerca. Andorra, de momento, no ha podido ganar ningún partido. En esta jornada, Chipre juega contra Gales mientras que Israel lo hace contra Andorra.

Turquía no quiere descolgarse más

La selección de Turquía perdió sus dos primeros partidos de la fase clasificatoria, pero se ha rehecho y ha conseguido ocho de los últimos doce puntos posibles. Sin embargo, no pueden dejar escapar más puntos si quieren estar en Francia, porque están a dos de Holanda, a cinco de la República Checa y a siete del líder, Islandia.

En esta jornada, la Turquía de Arda Turan tiene una buena oportunidad para reducir diferencias y, también, para ampliarlas con su máximo perseguidor. Porque, esta noche (20:45 horas), juega contra Letonia, que sólo se sitúa a dos puntos por debajo de los turcos.

Arda Turan, convocado con su país a pesar de no poder jugar con el Barça, podrá seguir acumulando minutos. Durante esta fase clasificatoria, el turco ya ha jugado 5 partidos y ha marcado un gol.

Volver arriba