fcb.portal.reset.password

Messi, Rafinha y Neymar Jr celebran el primer gol contra el Deportivo / VÍCTOR PARGA-FCB

La Liga 2014/15 se ha cerrado con una gran fiesta en el Camp Nou. El empate ante el Deportivo, con dos nuevos goles de Messi, no ha impedido que el coliseo azulgrana viviera 90 minutos completamente festivos, también para un Deportivo que ha logrado la permanencia de forma agónica. El debut de Vermaelen y, sobre todo, la despedida de Xavi han marcado un encuentro sin trascendencia para un Barça que ya piensa en las finales de Copa y Champions. Punto y seguido para el campeón, que cierra la Liga con 94 puntos.

A pesar de no jugarse nada, el FC Barcelona ha salido a por el partido desde el principio. No ha distraído a los hombres de Luis Enrique la celebración de Liga ni el homenaje a Xavi que esperaban tras el partido. De hecho, los azulgranas parecían más enchufados que un Deportivo que se jugaba la vida en el Camp Nou. En el minuto 5, Messi ha iniciado y culminado un contragolpe en el que también han participado Mathieu -hoy lateral izquierdo- y Rafinha, autor de la asistencia final para que el argentino siguiera sumando en Liga.

Las ocasiones en la portería visitante no se han detenido con el 1-0 en el marcador. Movía rápido y bien el balón el Barça, que ha visto como se le anulaba un gol legal -obra de Messi- antes del cuarto de hora de partido. Después, una doble intervención brillante de Fabricio ha salvado del segundo a un Deportivo que sólo se ha acercado tímidamente a la portería defendida por Masip en el tramo final del primer tiempo. Al descanso vencía con justicia un Barça serio y ordenado.

Gol de Messi, reacción visitante y ovación Xavi

La historia se ha repetido al inicio de la reanudación. Una nueva diana de Messi, esta vez gracias a la generosidad de Neymar Jr, han hecho tocar fondo un Deportivo que parecía condenado a Segunda. Cuando peor pintaban las cosas para los visitantes, sin embargo, ha llegado la reacción de los gallegos. Un cacao en la escuadra de Lucas Pérez primero y un remate de Salomao después han hecho pasar el partido del 2-0 al 2-2 en cuestión de minutos.

Deportivo había aprovechado la obvia relajación de un FC Barcelona que ya tenía todo el trabajo hecho en la Liga. A estas alturas de partido ya no eran sobre el césped ni el debutante Vermaelen ni Bartra, que se ha retirado medio grogui del Camp Nou. Faltaba, sin embargo, un último cambio: el de Xavi Hernández.

A pocos minutos del final un '6' visiblemente emocionado despedía de la Liga con una enorme ovación de compañeros, técnicos y afición. Decía adiós toda una leyenda del club. El Camp Nou, consciente de ello, le ha dedicado minutos y minutos de aplausos y cánticos. El empate final no ha estropeado la fiesta del campeón. Tampoco la del Deportivo, que con este punto ha sellado su continuidad en Primera.

Volver arriba
_satellite.pageBottom();