fcb.portal.reset.password

Messi, con Alves y Suárez, tras su gol al Almería / MIGUEL RUIZ-FCB

Tres puntos más en el saco para el líder de la Liga. El Barça superó claramente al Almería en una jornada intersemanal utilizada por los locales para hacer muchos cambios en el once, como las inclusiones de Bartra, Sergi Roberto o Pedro. No ha sido la versión más fina de los culés, pero sí decidieron la cita con goles sensacionales, de Messi, Suárez (2) y Bartra, respectivamente. Suman así 20 victorias en los últimos 21 partidos.

Las vibraciones iniciales eran positivas. Muy intenso en la presión, el Barça asfixiaba al Almería de Sergi Barjuan en terreno propio. Se sucedían los córners (tres en los primeros cinco minutos). Compacto defensivamente, el equipo buscaba pulirse en ataque. Tocaba y tocaba ante un rival muy organizado detrás. Pese al inicio prometedor, el ritmo decaía progresivamente. Intentaba abrir el campo el Barça, con Messi y Pedro en la banda, pero el contrincante estaba ganando en confianza.

Incluso protagonizó una buena jugada ofensiva orquestada por Thievy y culminada con un disparo de Wellington Silva demasiado cruzado (min 14). El conjunto azulgrana aceleraría en el último cuarto de hora del primer tiempo y encontró el tanto que empezaba a necesitar en el minuto 33, gracias a una genialidad de Messi. Desde el vértice del área, ha ajustado el balón lejos del alcance del portero Julián. El primer golazo. De las escasas opciones generadas en este periodo.

Intentaba abrirse con discreción el Almería en la reanudación, cuando Luis Suárez le espetó el segundo latigazo (min 55). Con la izquierda, a la escuadra. Otro gol precioso de rosca. Messi había centrado ligeramente su posición y el uruguayo sorprendió por la banda. El 2-0 ha aportado mucha tranquilidad al Barça, que ahora combinaba con comodidad, mientras Luis Enrique ofrecía descanso a puntales como Alves y Rakitic. Se minimizaba el desgaste.

Bartra se apuntaría a la lista de bellos goleadores con un magnífico cabezazo picado a la salida de un córner. Otra diana de estrategia. El Camp Nou viviría un tramo definitivo plácido, con repetidas ovaciones para Xavi, magistral. El equipo se ha acabado sintiendo muy superior y jugando a placer. Sin concesiones para el Almería, salvado de una goleada mayúscula por Julián. Eso sí, no se ha escapado del 4-0, obra de Suárez por gentileza de Pedro, como punto y final del partido.

Volver arriba