fcb.portal.reset.password

Adriano, durante un entrenamiento / FOTO: MIGUEL RUIZ-FCB

Uno de los ejercicios realizados durante el entrenamiento de este martes por la mañana exigía máxima precisión con ambas piernas. Los jugadores del primer equipo, repartidos en grupos de tres, tenían que controlar el balón con una pierna y dar el pase con la otra, sin dejar que cayese al suelo. Quien fallaba el pase era penalizado con un sprint.

Volver arriba