fcb.portal.reset.password

Claudio Bravo, aquesta temporada, i Pedro Maria Artola, durant un partit del Barça dels 70 / FCB

"Bravo batirá mi récord de largo", declaraba hace unos días Pedro María Artola, el mítico ex portero del primer equipo que defendió la camiseta azulgrana durante nueve temporadas. Entre 1975 y 1984, cuando se retiró como profesional. Antes, en la temporada 1977-78, consiguió estar los primeros 560 minutos de Liga sin recibir un solo gol; es decir, las seis primeras jornadas del campeonato y los veinte primeros minutos de la séptima jornada. Un récord que hoy, 37 años después, por fin ha sido batido. Lo ha hecho Claudio Bravo, uno de los dos nuevos porteros del Barça y, hasta ahora, un fijo en la portería azulgrana durante los partidos del campeonato doméstico.

El meta chileno se ha mostrado muy seguro bajo los palos durante todo el partido y, contra el Rayo Vallecano, también; un partido más en el que ha logrado mantener a cero su portería. El récord del Barça de Rinus Michels, pues, pasa a formar parte de la historia del Club; ahora, sin embargo, toca disfrutar de las acaparadoras cifras de Bravo. Sin embargo, hay que recordar los detalles que llevaron al portero vasco a ostentar hasta hoy una marca de imbatibilidad que se ha mantenido casi cuatro décadas.

Inicio de liga histórico

El curso 1977-78 comenzó muy bien para el equipo que dirigía el carismático Rinus Michels. El equipo inició con fuerza y solvencia defensiva el torneo. Cerró las primeras seis jornadas sin recibir un gol. Equipos como la Real Sociedad (1-0), Betis (0-0), Athletic Club (0-0), Atlético de Madrid (1-0), Cádiz (0-2) y Racing (3-0) fueron incapaces de superar al infranqueable Artola. Fue el Hércules, durante el séptimo partido de la competición, el equipo que pudo de agujerear la portería que defendía el arquero vasco. En el minuto 20 de partido, el argentino Pedro Andrés Verde conseguía el primer gol de la victoria de los alicantinos, que se impusieron por 2-1.

Siete jornadas a cero

630 son los minutos que Claudio Bravo ha mantenido la portería azulgrana alejada de los goles de los rivales. Los siete primeros partidos de Liga, en la que ha demostrado que su adaptación al sistema defensivo de Luis Enrique lo ha asimilado con la excelencia que se le pide a cualquier portero del Barça. Durante el partido contra el Rayo Vallecano, el portero ha tenido un papel destacado con algunas intervenciones clave. Por ejemplo, en el minuto ocho de partido, cuando Bueno ha lanzado un tiro cruzado desde fuera del área y Bravo, ágil, se ha estirado y ha evitado el 1-0.

El estado de forma del portero chileno ha sido un factor clave para que el FC Barcelona haya convirtió en el primer equipo de la historia de la Liga que consigue terminar los sets primeros choques sin recibir un gol. Otro récord que luce entre los muchos otros que ostentan los jugadores del Club azulgrana.

Volver arriba
_satellite.pageBottom();