fcb.portal.reset.password
Neymar y Cesc celebran el primer gol. FOTO: MIGUEL RUIZ-FCB.

Neymar y Cesc, en el primer gol. FOTO: MIGUEL RUIZ-FCB.

Los Clásicos dan para mucho, dejan multitud de imágenes para el recuerdo en cada cita. Con permiso del maravilloso mensaje a Tito Vilanova en el mosaico inicial, esta vez será recordado por el estreno con gol de Neymar y por la increíble vaselina de Alexis. El chileno, en el minuto 76, sentenció un Barça-Madrid tempranero para los dos conjuntos e igualado en líneas generales. Práctico y listo en la primera parte, el Barça se ha sentido seriamente amenazado en la segunda. Un pletórico Valdés y la obra de arte de Alexis alejarían a los blancos.

Sorpresas tácticas

Jugaban los locales con un esquema nuevo: Busquets, Xavi, Iniesta y Cesc formaban un rombo en el mediocampo, mientras que Messi y Neymar eran los puntas abiertos, con tendencia conocida de ir hacia el centro. El Madrid, por su parte, ha sorprendido con Carvajal en el lateral derecho y, sobre todo, con Ramos en el mediocentro. Que serían titulares Bale, Cristiano Ronaldo y Di María arriba ya era más sencillo de acertar. Lo más inesperado de este tridente era la presencia de Bale como falso '9'.

O'Rei Neymar

El Barça ha salido muy concentrado y previsor. Como advertía su técnico en la previa, le obsesionaba hacerse con el control del juego y evitar pérdidas en zona de creación. Los dos mediocentros Busquets y Ramos han quedado condicionados pronto por una tarjeta amarilla. Ninguno de los dos equipos estaba del todo cómodo inicialmente. No querían cometer errores. Ha sido Iniesta el que ha encontrado el espacio en el ataque izquierdo, donde Neymar ha recortado y batía a Diego López con el interior (min 18).

El Camp Nou, que acababa de reclamar con más fuerza y visibilidad que nunca el Derecho a Decidir del pueblo catalán, ha entrado en éxtasis. Con el gol, el equipo ha entrado en ebullición. Acto seguido, Messi ha recibido en profundidad, pero su disparo ante el portero se ha escapado por poco. El argentino y Neymar eran una pesadilla para la defensa del Madrid, aturdido en los instantes posteriores al 1-0. El estilo del Barça, con las variante escogidas para la ocasión, se estaba imponiendo al de los visitantes.

Iniciativa azulgrana, insuperable Valdés

Poco a poco se serenaron los ánimos y se restablecería el guión inicial. Por decisión culé (principalmente de su cerebro Xavi Hernández). Y es que al Barça le interesaba un ritmo bajo. Nada de idas y venidas, nada de caos. Pero la ha tenido clarísima el Madrid en el minuto 43. Cristiano Ronaldo ha desequilibrado por la izquierda y su centro lo remató a bocajarro Khedira. Se ha topado con otro de los héroes de la noche, Víctor Valdés, que ha podido atrapar un esférico que había tocado en la mano de apoyo de Adriano, en el suelo. Un susto monumental para cerrar un primer tiempo favorable a los locales.

La hora de resistir

Neymar revitalizaría el partido y al Barça en la reanudación. Le tenía comida la moral a Carvajal y Diego López le ha negado el segundo en un zurdazo tras una prodigiosa asistencia de Iniesta (min 54). A continuación, Valdés ha vuelto a realizar un paradón sobrenatural en un disparo de Cristiano Ronaldo. El Madrid había recuperado en la zona de elaboración. Se abría el encuentro, para alegría blanca. La tensión y las amarillas iban 'in crescendo'. También el cansancio empezaba a pesar y la posesión se había equilibrado.

Regalo de Alexis

Consciente de la falta de aire del equipo, Martino introduciría a Alexis por Cesc para recuperar el 4-3-3 tradicional. En momentos de máximo desconcierto del Barça, Cristiano ha reclamado un penalti por empujón de Mascherano y Benzema ha hecho temblar la escuadra con un cañonazo desde fuera del área. El equipo reduciría las ansias madridistas a través de la pelota. Se la volvería a hacer suya.

Y entonces aparecería Alexis. La ha recibido en largo, como a él le gusta, ha dejado sentado a Varane y magistralmente, desde la frontal, ha picado el balón por encima de Diego López. El gol de su vida (min 76). Y más tarde, Alves no ha querido ser menos y ha estado a punto de hacer subir el 3-0 tras un túnel descomunal a Cristiano. Diego López lo ha neutralizado. En una contra en el tiempo añadido Jesé ha firmado el 2-1 y el Barça mataría el partido, dejando el eterno rival a seis puntos.

Volver arriba