fcb.portal.reset.password

Los jugadores celebran uno de los goles marcados ante el Alavés / FOTO: MIGUEL RUIZ - FCB

En el vestuario del Barça no se habla de ningún "trámite". El equipo afrontará el partido de vuelta de los octavos de final de la Copa "con la máxima seriedad del mundo". Los azulgranas quieren conseguir la clasificación para los cuartos -donde ya espera el Málaga de Pellegrini- ofreciendo el mismo rendimiento que en la Liga con el objetivo de hacer pasar un buen rato a los aficionados que se acerquen este jueves al Camp Nou (21.30 h, TV3 y Telecinco). Delante habrá un Córdoba sin nada que perder, ilusionado por firmar una hazaña histórica.

19 convocados, sólo uno del B

Una muestra de esta seriedad es que Jordi Roura ha convocado a 18 futbolistas del primer equipo y Sergi Roberto, del B. Tendrá que descartar a uno antes del inicio del encuentro. Sólo han quedado fuera de la lista Piqué, Xavi, Iniesta y Pedro, que podrán descansar. Quien, una vez más, no se ha querido perder este compromiso es Leo Messi, el autor de los dos goles de esta eliminatoria. El crack argentino recogió el lunes en Zúrich su cuarto FIFA Balón de Oro y este jueves estará en el Estadio. "Lo importante es no romper la buena dinámica que llevamos", según palabras de Roura.

Un Córdoba intenso y descarado

El segundo entrenador del FC Barcelona ha definido al rival como un equipo muy intenso. Los andaluces llegan al Estadio tras empatar a cero en el Nuevo Arcángel contra el Mirandés en el primer partido del 2013. El Córdoba ocupa actualmente la duodécima posición de la clasificación de Segunda División, con 27 puntos. El resultado de la ida (0-2) le permite afrontar el duelo de manera descarada y es por eso que ningún miembro del vestuario azulgrana quiere oír hablar de una posible relajación.

Volver arriba
_satellite.pageBottom();