fcb.portal.reset.password

Abidal se despide del Camp Nou / FOTO: MIGUEL RUIZ - FCB

Éric Abidal ha dicho adiós a seis años como azulgrana por la puerta grande. El jugador francés se ha despedido de su gente, primero desde el césped jugando los últimos 15 minutos contra el Málaga, y seguidamente durante el homenaje, llevado a cabo una vez ha finalizado el partido contra el Málaga. Los 65.727 aficionados que esta noche se han acercado al Estadio no se han ido cuando el árbitro ha pitado el final sino que se han quedado en sus localidades para decir adiós a Abidal. Un homenaje que no se han querido perder tampoco sus compañeros, que han estado a su lado y han participado.

Vistiendo una camiseta en la que se podía leer 'Merci Abi 22', el equipo esperó que saliera Abidal al terreno de juego. Y lo ha hecho acompañado de sus hijas -que llevaban una camiseta que ponía 'Merci Papi 22'-, su mujer y su primo Gerard, quien hace poco más de un año le dio una parte de su hígado.

Los capitanes Carles Puyol y Xavi Hernández, en nombre de "su segunda familia"-como denomina Abidal al equipo-, le han hecho entrega de una camiseta del FC Barcelona con el 22 en la espalda y donde se podía leer 'Merci Abi'.

Palabras de agradecimiento

Abidal no ha querido irse sin dirigir unas palabras de agradecimiento a los aficionados: "Mi familia y yo queremos dar las gracias por todo el apoyo que me habéis dado durante estos años, que han sido espectaculares. Gracias a los catalanes, es parte de nuestra familia". A continuación el jugador se acordó de toda la gente del club que ha estado a su lado, pero sobre todo de sus compañeros. "Sin ellos no hubiera ganado nada. Sois los mejores", ha reconocido. Y ha hecho un punto y seguido en su discurso declarando su amor por el Barça: "Os llevaré siempre en mi corazón. ¡Visca el Barça y visca Catalunya! "Mi familia y yo queremos dar las gracias por todo el apoyo que me habéis dado durante estos años, que han sido espectaculares. Gracias a los catalanes, sois parte de nuestra familia

Pero el azulgrana no podía marcharse sin agradecer una vez más la solidaridad de su primo Gerard, y es por eso que ha tenido una mención especial hacia él. "Había prometido a una persona que lo llevaría al centro del campo para recibir una gran ovación. El merece más que yo un gran aplauso". Y le ha hecho entrega de una camiseta donde se podía leer 'Merci Gerard 13'.

Abidal se ha ido del Camp Nou escoltado por sus compañeros que le han hecho el pasillo después de mantearlo en el centro del terreno de juego. El pasillo del campeón de Liga al campeón de la vida. Pero el jugador no se ha podido aguantar y ha vuelto a salir al Camp Nou, donde ha regalado sus botas y su camiseta al público.

Volver arriba
_satellite.pageBottom();