fcb.portal.reset.password

Tello, autor de l'1-1 contra el Celta. FOTO: MIGUEL RUIZ-FCB.

El regreso del Barça a Balaídos seis temporadas después le ha dejado un sabor más bien amargo. Con una alineación condicionada por las bajas por lesión, el descanso para los internacionales y el inminente duelo con el PSG, ha podido invertir el gol inicial del Celta por medio de sus hombres más finos: Tello y Messi. El argentino ha batido un récord descomunal y Abidal reaparecía en una convocatoria. El empate final de Oubiña ha reducido la alegría del líder.

Valiente Celta, dominador Barça

A pesar de la valentía del Celta (le iba la vida), inicialmente tenía el partido bajo control el Barça. Eso sí, le costaba superar la primera línea de presión del rival. Se decantaba a la izquierda, donde estaba el veloz Cristian Tello, para buscar profundidad. La defensa 'celeste' formaba adelantada y los azulgranas también lo intentaban entrando desde la segunda línea. Los de Abel Resino, por su parte, conseguían enlazar con cierta facilidad con los puntas, aprovechando el espacio entre las tres líneas de los catalanes.

El encuentro se animaría a partir del minuto 28. En ese momento, un Pinto inmenso ante su ex equipo salvó por partida doble al Barça en un rechace impreciso de Piqué y en el posterior remate de Oubiña. La reacción visitante fue un más que posible penalti reclamado por Messi y un disparo demasiado alto de Tello. Sería el Celta el que obtendría primero el premio del gol por medio de Insa, después de que Orellana descolocase a la retaguardia azulgrana (min 38).

Conexión Messi-Tello

El capitán Leo Messi se pondría al equipo en la espalda y estaría cerca de empatar con una falta desviada por el portero Varas. A continuación, desde la medular, se ha inventado un pase letal culminado con exquisitez por Tello. Los dos delanteros más activos del Barça lo habían arreglado. La defensa adelantada del Celta le iba como anillo al dedo a Tello.

Récord extraordinario y decepción final

Hambriento, Messi lideró la acometida culé de la segunda parte. Los de Roura ganaban terreno, sin llegar a hacer intervenir demasiado a Varas. En el minuto 65, Alexis no ha podido controlar un buen pase en profundidad de Tello. Poco más tarde, Iniesta y Villa entraban en acción en busca de más recursos ofensivos. La sociedad que daría el 1-2 al Barça volvería a ser la formada por Tello y Messi. El extremo ha centrado desde la izquierda y el mejor del mundo sentenció. Definición impecable, digna de un récord descomunal: una vuelta entera marcando.

También sacudido por las bajas, el Celta tuvo que recurrir a la épica para rescatar un empate del encuentro. Su héroe fue Oubiña, al rematar de cabeza desde el segundo palo a la escuadra. Era el minuto 88. No habría tiempo para mucho más. Sólo para un poco de emoción y para el reparto de los puntos.

Volver arriba
_satellite.pageBottom();