fcb.portal.reset.password

Patrick Vieira, en el Mini. FOTO: ÀLEX CAPARRÓS (FCB).

Patrick Vieira ha sido uno de los mejores centrocampistas defensivos de las últimas décadas. En Cannes y el Milan mostró grandes posibilidades, pero en el Arsenal explotó de la mano de Arsène Wenger. Después de triunfar en la Premier se marchó al 'Calcio', donde destacó con la Juventus y el Inter. Su último club fue el Manchester City, donde ahora trabaja como director de la academia.

Vieira viajó a Barcelona para presenciar el partido entre el Barça y el Manchester City correspondiente a la Next Gen Series, una competición europea juvenil que sigue la fórmula de la Champions League. El francés dialogó con Barça TV y www.fcbarcelona.cat sobre este torneo y la actualidad azulgrana.

¿Qué le parece la creación de la Next Gen Series?

"Me parece muy interesante. Siempre es bueno para los jugadores jóvenes jugar contra equipos de otros países. En nuestro grupo, además del City, tenemos al Barça, al Celtic y al Marsella. Tres equipos de diferentes países y culturas, es una experiencia fantástica para los jugadores para desarrollar sus potencialidades".

¿Cómo ve la apuesta del Barça por los jugadores formados en sus categorías inferiores?

"No es ningún secreto para nadie que el Barça es el ejemplo del éxito con el trabajo de cantera. Cuando ves que el equipo que ganó la Champions tenía en su once seis o siete jugadores hechos en casa, esto quiere decir que están trabajando bien. Para el Manchester City es el ejemplo a seguir".

En el Trofeo Joan Gamper del año 2005, Leo Messi deslumbró al mundo con una gran actuación contra la Juventus, equipo en el que usted jugaba. ¿Qué recuerda de aquel día?

"Lo recuerdo bien. Creo que era uno de los primeros partidos de Messi, fue increíble. Le queríamos parar pero no podíamos, él no tenía miedo. No tiene miedo al contacto. Todos sabíamos que sería uno de los mejores jugadores del mundo. Messi puede hacerlo todo: jugar para el equipo, hacerte ganar partidos, marcar goles, asistir... Es uno de los mejores, por no decir el mejor jugador del mundo".

¿Es Messi uno de los mejores de la historia del fútbol?

"Zidane fue el último grandioso jugador que he visto y después sitúo a Messi. Es un tipo de jugador que sólo aparece cada 10 o 15 años. Creo que Messi es un jugador que marca diferencias. Bajo mi punto de vista lo que le hace diferente es que no es un futbolista egoísta, es un jugador de equipo. Lo que me parece muy interesante y me encanta es que juega a favor del colectivo. De eso se trata el fútbol, ​​de jugar en equipo. Su clase marca diferencias, es un jugador fantástico".

¿Puede el Manchester City aspirar esta temporada a competir con los grandes clubes europeos para conseguir la Champions?

"Hay que tener en cuenta que la apuesta del City por ser un gran club es bastante nueva. De hecho, es el primer año que jugamos la Champions. Si tomamos el ejemplo del Barça, este equipo está donde está después de muchas décadas en la élite y la filosofía de la cantera supone muchos años de paciencia. No inventas una filosofía en uno o cinco años, eso cuesta mucho tiempo. Sin embargo, en la Champions siempre hay alguna sorpresa y en esta edición puede ser el City. Tenemos la calidad y un gran espíritu".

Usted tiene buena relación con Éric Abidal. ¿Cómo ve a su compatriota?

"Aprovechando mi estancia en Barcelona he hablado con él y me ha explicado que es muy feliz aquí. Éric es una persona que contagia optimismo, su carácter es fantástico. Está encantado por cómo le ha tratado la afición del Barça y su relación con este club es muy especial. Todos adoramos a Abidal porque él se hace querer".

Volver arriba