fcb.portal.reset.password

Josep Guardiola, contra el Mallorca. FOTO: Miguel Ruiz- FCB

El de Santpedor, visiblemente satisfecho por el triunfo contra el conjunto dirigido por Joaquín Caparrós, destaca la "profundidad" que han demostrado sus jugadores "tanto por dentro como por fuera". Además, ha hecho referencia a dos factores que lo hacen sentir especialmente orgulloso. Por un lado, "el esfuerzo de los últimos cuatro años, el valor del trabajo en este tiempo" y, por otro, "saber que la gente del filial nos puede ayudar, teniendo en cuenta que esto es fruto del trabajo de mucha gente".

Orgulloso del filial y las posibilidades que ofrece

Sobre el segundo punto, el entrenador azulgrana ha explicado que, aunque la del primer equipo es una plantilla corta, en el Barça B "hay jugadores como Dos Santos, Sergi Roberto, Bartra, Muniesa, Montoya... que tienen capacidad para jugar aquí con nosotros". "En estos momentos hay mucha gente tocada, y ellos saben que cuando pasa si hay que coger a gente del filial lo haremos", ha añadido en la misma línea.

Guardiola ha hecho referencia al papel de los dos jóvenes del equipo de Eusebio Sacristán que han tenido protagonismo en el compromiso de este sábado. De esta manera, y sobre Isaac Cuenca, que se ha estrenado como goleador con la primera plantilla, lo ha definido como "un extremo que sabe cuándo tiene que ir al uno contra uno". También ha felicitado públicamente a Gerard Deulofeu por su debut con el primer equipo, aunque ha apuntado que todavía le falta "progresión y tiempo para crecer" para consolidarse en el mismo.

El rendimiento de Alves

Dani Alves ha marcado el quinto gol de la cuenta goleador azulgrana que ha dejado un sabor de boca inmejorable a los espectadores que este sábado han asistido al Camp Nou. Guardiola sólo ha tenido palabras de elogio para el '2' azulgrana: "Quiero agradecerle su esfuerzo. Es un jugador que lo da todo. Le tengo que agradecer muchísimo, porque nos da la posibilidad de jugar de muchas maneras diferentes. Espero que continúe así."

Volver arriba