fcb.portal.reset.password

Cesc Fàbregas, en rueda de prensa / FOTO: MIGUEL RUIZ-FCB

Leo Messi lleva tres partidos sin marcar. Viktoria Pilsen, Sevilla y Granada han escapado sin goles del jugador argentino, lo que ha provocado las primeras discusiones sobre su estado de forma. Para Cesc, no hay debate: "Yo no he visto que se le discuta. Este chico tiene mi edad. Si ves la progresión que ha hecho, pienso que no lo volveré a ver nunca más. Lo ha ganado todo, sólo le falta el Mundial. Cada partido marca goles, hace asistencias, juega siempre... Es un jugador superlativo, física y mentalmente. Si hay dudas con Messi, no sé cómo nos verán al resto. Yo no he jugado con un jugador como él, ni en la base ni profesionalmente. Es un chico humilde, nunca se tira de la moto, siempre lo da todo por el equipo y ama al Club. Sobran las palabras", ha declarado.

Apuesta por un Balón de Oro más para Messi

En la misma línea se ha manifestado cuando fue preguntado por el Balón de Oro. "Es un premio que somos 50 los que estamos nominados. Del 5º al 50º nadie se acuerda. Pondría la mano en el fuego que volverá a ganarlo Messi. Tiene un significado especial para él, pero al día siguiente quiere volver a marcar goles y eso es lo más importante", ha explicado. Sobre su presencia en la lista, y no la de Pedro, Valdés o Busquets, Cesc ha afirmado que "es un premio un poco extraño. ¿Qué pinto yo en la lista, si casi no jugué el año pasado?"

Autocrítico con el partido en Granada

Sobre el partido en Granada (0-1), en el que reapareció como titular tras su lesión, ha reconocido que no fue el mejor partido del Barça. "La circulación del balón fue un poco más lenta, no cambiábamos de orientación, nos colapsábamos por la derecha y no tuvimos la posesión que tenemos habitualmente, pero el control del partido lo tuvimos en todo momento", ha asegurado, al tiempo que ha alabado el buen momento defensivo que atraviesa el equipo.

Sobre su rendimiento, ha reconocido que aún está recuperando la forma y que se siente más cómodo jugando en ataque que de interior. "Estoy capacitado para jugar en las dos posiciones. Como interior tengo que mejorar muchísimas cosas. Tácticamente tengo mucho margen de mejora", ha confesado.

Cierra la polémica con Kanouté

Otro de los temas de más interés en la rueda de prensa ha sido la polémica surgida con Frederic Kanouté en el tramo final del partido ante el Sevilla, en el que el maliense acabó expulsado. "Yo siempre he estado tranquilo. Sé lo que dije. Al que filtró que yo soy un jugador que dice palabras racistas le ha salido bien la jugada, porque ha salido publicado en todo el mundo. Hablé con Kanouté y nos dijimos lo que nos teníamos que decir. No soy ningún santo, como ningún jugador de fútbol, pero yo no le dije nada racista, y nadie lo desmentía. Ya sabemos cómo es esto del fútbol", ha explicado.

Volver arriba