null

Abidal, levantando la cuarta / FOTO: ARCHIVO FCB

El quinto mes del año fue inolvidable. El día 11 el equipo empató 1-1 en Levante y se adjudicó la tercera Liga consecutiva. 17 días más tarde, en Londres, el FC Barcelona impartió una lección de fútbol y se impuso al Manchester United, con goles de Pedro, Messi y Villa (3-1). Este triunfo otorgaba la cuarta Liga de Campeones de su historia al Barça, la segunda en tres años, la tercera en seis. El capitán Puyol, con un gesto que le honra, dejó que fuera Abidal quien levantara el trofeo en Wembley.