Retrato de César Rodríguez

Dirigió al Barça durante temporada y media. | ARCHIVO FCB

Este mítico rematador del FC Barcelona inició su etapa como entrenador cuando todavía era jugador del Elche. Tras una exitosa etapa en el club alicantino, decidió hacer las maletas e irse a Zaragoza.

Triunfó rutilantemente en la capital maña, llegando a disputar una final de Copa contra el Barça. Este hecho, sumado a la trayectoria que había llevado hasta el momento, no pasó desapercibido para el FC Barcelona, que le confió las riendas del banquillo en la temporada 1963/64. Pero en el Barça le faltó la suerte que tuvo en otros clubs y, después de una temporada y media al frente del equipo, presentó la dimisión.