Retrato de Àlvar Presta

Àlvar Presta fue presidente durante tres meses. | ARCHIVO FCB

Tras la dimisión de Francesc de Moxó, el club vivió una fuerte división interna. Una gran parte de los socios quería que el vicepresidente Joaquim Peris de Vargas asumiese la dirección de la entidad, aunque los había que estaban en contra.

En la asamblea celebrada el 30 de junio, apareció un grupo de nuevos socios que decantaron la votación a favor de una nueva junta directiva encabezada por Àlvar Presta.

Pero la división interna se mantuvo, y al cabo de tres meses de haber sido elegido, Presta presentó la dimisión el 29 de septiembre de 1914, debido al malestar existente entre la directiva y los socios. A partir de aquel momento, se hizo cargo de la presidencia, de forma accidental, el vicepresidente Peris de Vargas.