Andrés Iniesta celebra el gol que clasificaba al Barça para la final de Champions del 2009. | ARCHIVO FCB

Carles Puyol fue uno de los protagonistas el día del 2-6 en el Bernabéu. | ARCHIVO FCB

Josep Guardiola, manteado por sus jugadores tras ganar la Champions en Roma en 2009. | ARCHIVO FCB

Sandro Rosell ganó las elecciones de 2010. | ARCHIVO FCB

Messi, Iniesta y Xavi, tres jugadores formados en la Masia, ocuparon el podio del FIFA Balón de Oro en 2010. | ARCHIVO FCB

Éric Abidal levanta en Wembley la cuarta Champions de la historia del Club. | ARCHIVO FCB

Tito Vilanova fue segundo de Guardiola entre 2008 y 2012 y primer entrenador el curso 2012/13. | ARCHIVO FCB

Luis Enrique, el día de su presentación, en 2014. | ARCHIVO FCB

Luis Suárez, Leo Messi y Neymar Jr, tras ganar la Champions en Berlín. | ARCHIVO FCB

Xavi Hernández, con 24 de los títulos que logró durante su etapa culé. Sólo falta la última Champions. | ARCHIVO FCB

Bajo la dirección de Josep Guardiola el equipo cobró una nueva dimensión. Siguiendo el estilo que había iniciado Johan Cruyff, Guardiola fue un firme defensor del modelo deportivo de la cantera, y contó desde el principio con estos jóvenes jugadores para formar su equipo, el mejor de la historia del Barça.

La triple nominación a la FIFA Balón de Oro 2010 de Xavi, Iniesta y Messi, tres jugadores formados en la Masia, supuso el reconocimiento internacional de un modelo deportivo que consiste en educar, formar y subir jugadores jóvenes de todas las categorías del Club.

Con este equipo se consolidó un modelo de éxito que llevó el FC Barcelona a vivir los mejores años de su historia, con la consecución, entre otros títulos, de dos Ligas de Campeones y tres campeonatos de Liga, así como el ansiado Mundial de Clubs, que culminó un año, el 2009, en el que el equipo ganó seis títulos, algo sin precedentes en la historia del fútbol mundial.

El Barça batió récords históricos, jugó partidos memorables y ganó los títulos más destacados. Pero el momento culminante del equipo de Guardiola llegó en Wembley, donde hipnotizó con su juego y deslumbró al mundo con un fútbol de ensueño. La prensa mundial elogió al Barça y se rindió a la excelencia de un equipo que escribía una de las páginas más brillantes de la historia del fútbol. La etapa Guardiola acabó el año 2012, pero el Barça continuó atesorando éxitos con Tito Vilanova (Liga 2012/13) y con Luis Enrique, que en 2015 tocó la gloria futbolística con la conquista del triplete: Liga, Copa y Champions.

Los éxitos del fútbol se sumaron a los de las secciones profesionales. Los equipos de baloncesto, balonmano, hockey patines y fútbol sala se erigieron campeones de Europa. Además, las temporadas 2011/12 y 2014/15 se cerraban con una cifra récord: los equipos profesionales azulgrana llevaban diecisiete títulos, nunca en sus 115 años de historia el FC Barcelona había ganado tantos trofeos en una sola temporada.

EL REGRESO DE GUARDIOLA

Josep Guardiola sustituye a Frank Rijkaard con el reto de hacer olvidar dos años en blanco. Aplica el mismo esquema de juego que había probado en el Barça como jugador, con un estilo de fútbol de ataque, de posesión y de asociaciones. Y triunfa.

La temporada de su debut, Guardiola gana los tres títulos en juego. En 2009 suma victorias hasta convertir al Barça en el equipo de las Seis Copas. Y sigue triunfando: en 3 temporadas como técnico, gana un total de 10 títulos de los 13 a los que aspiraba el equipo. Guardiola se convierte en un referente del fútbol mundial. Su Barça trasciende el plano deportivo y es observado también desde el plano social.

SE GANA LA TERCERA CHAMPIONS

El FC Barcelona llegaba al Olímpico de Roma con la posibilidad de conseguir el tercer título de la temporada 2008-09, después de ganar la Copa del Rey y la Liga. Guardiola afrontó la final con numerosas bajas en defensa. El Manchester United empezó dominando, pero el gol de Eto'o cambió el partido. El Barça fue muy superior, y en la segunda parte Messi marcó el definitivo 2 a 0. El 27 de mayo de 2009 el Barça conseguía su tercera Liga de Campeones contra el vigente campeón, y se convertía en el primer equipo español en conseguir el triplete: Copa, Liga y Liga de Campeones.

EL 2009, UN AÑO MÁGICO

Bajo la dirección de Josep Guardiola, el equipo selló un año de ensueño, consiguiendo todos los trofeos oficiales posibles. 

Seis títulos que se consiguieron con autoridad y con el reconocimiento unánime de la superioridad del equipo en el terreno de juego. A final de temporada, la escalada de éxitos fue vertiginosa, y los títulos se fueron sucediendo hasta acabar el año.

  • 13 de mayo - Copa del Rey
  • 16 de mayo - Liga
  • 27 de mayo - Liga de Campeones
  • 23 de agosto - Supercopa de España
  • 28 de agosto - Supercopa de Europa
  • 19 de diciembre - Mundial de Clubs

SANDRO ROSELL, NUEVO PRESIDENTE

Sandro Rosell llega a la presidencia del FC Barcelona con un amplio bagaje, tanto en el mundo de la empresa como en el fútbol. Su primera etapa en la dirección del Club comenzó en 2003, formando parte de la Junta de Laporta. Fue el impulsor del fichaje de Ronaldinho.

Rosell encabezó una candidatura bajo el lema 'Tots som el Barça', con un programa electoral creado después de escuchar al socio durante dos años. En 2010, fue elegido nuevo presidente del FC Barcelona con un éxito abrumador, el 61,35% de los votos, el mejor resultado que nunca se había conseguido. Sandro Rosell se convertía, pues, en el presidente más votado de la historia del Club.

UN PODIO DE CASA EN EL BALÓN DE ORO

El FC Barcelona hizo historia con la nominación de Xavi, Iniesta y Messi como finalistas al FIFA Balón de Oro 2010. Tres futbolistas formados en la Masia ocupaban un podio que sería azulgrana. Periodistas, seleccionadores y capitanes de todo el mundo, la élite del fútbol mundial, se rendían al estilo del Barça. Por primera vez, los tres finalistas provenían del fútbol base de un mismo club. Era un reconocimiento al trabajo realizado en la Masía. Tres cracks formados en casa, educados en el esfuerzo, la humildad, la deportividad y la ilusión, eran seleccionados como los tres mejores jugadores del mundo de 2010.

WEMBLEY, OTRA VEZ

El 28 de mayo de 2011 el Barça levantó la cuarta Copa de Europa. La victoria, en el nuevo estadio de Wembley, en el mismo lugar donde el Barça de Cruyff ganó por primera vez el trofeo en 1992, estaba cargada de simbolismo. Después de superar una difícil y polémica semifinal contra el Real Madrid, el Barça se jugó el título contra el Manchester United, al que había derrotado hacía dos años en la final de Roma. Un Barça claramente superior ganó por 3-1, con goles de toda la delantera: Pedro, Messi y Villa.

Fue una exhibición de fútbol genial, algo nunca visto en una final de Liga de Campeones. Europa se rindió al Barça, y la prensa mundial se hizo eco de ello. Después del verano el Barça confirmó su gran nivel ganando las Supercopas de España y Europa ante el Real Madrid y el Oporto, respectivamente.

LA MUERTE DE TITO VILANOVA

El barcelonismo recibía el 25 de abril de 2014 una de las noticias más duras de su historia. Francesc 'Tito' Vilanova y Bayó (Bellcaire d'Empordà, 09/17/1968 - Barcelona 04/25/2014), un hombre querido y admirado por todos, moría a la edad de 45 años, tras no poder superar una enfermedad que le había obligado a dejar el banquillo del primer equipo el julio anterior, meses después de liderar al equipo que había logrado la Liga de los 100 puntos, una cifra récord. Vilanova también había sido el segundo de Guardiola de 2008 a 2012. Un total de 53.000 personas se acercaron al Camp Nou los días posteriores a su muerte para rendirle un último homenaje.

ADIÓS A DOS LEYENDAS: PUYOL Y VALDÉS

El verano de 2014 dijeron adiós dos capitanes. Dos símbolos. Por un lado, anunciaba su retirada como futbolista Carles Puyol, el eterno capitán. El '5' del Barça lo dejaba tras 593 partidos oficiales y un montón de gestos que lo convirtieron en un ídolo para la afición culé. Los más recordados podrían ser estos: la parada con el escudo en un partido de Champions, los besos a la 'senyera' el día del 2-6 en el Bernabéu o la cesión de la Champions a Éric Abidal para que fuera el francés quien la levantara tras la victoria en Wembley en 2011.

Su marcha coincidió en el tiempo con la de Víctor Valdés. El portero había anunciado meses antes su intención de dejar el equipo al final de la temporada 2013/14. Uno de los mejores de la historia culé bajo palos se iba habiendo encajado 441 goles en 535 partidos. Entre sus actuaciones más destacadas, la final de París en 2006 o la semifinal de Champions contra el Chelsea en 2009.

LUIS ENRIQUE: LLEGADA Y TRIPLETE

Gerardo Martino fue el técnico que ocupó el lugar de Tito Vilanova en el verano de 2013. A pesar de un buen inicio, el entrenador argentino cerró la temporada 2013/14 habiendo logrado únicamente la Supercopa de España. Un querido ex jugador culé, Luis Enrique, cogería su relevo en el banquillo en el verano de 2014. Los éxitos no se harían esperar.

En su primer año en el banquillo, el asturiano lograría el segundo triplete de la historia culé, tan sólo seis temporadas después del primero. El FC Barcelona levantaría Liga, Copa y una nueva Champions en una temporada redonda. Ese mismo equipo, formado por cracks mundiales como Messi, Iniesta, Neymar Jr o Luis Suárez, acabaría ganando un total de cinco títulos en 2015. Al triplete añadiría la temporada siguiente la Supercopa de Europa, el Mundial de Clubes, la Liga y la Copa del Rey.

LA DESPEDIDA DE XAVI

El verano de 2015, coincidiendo con la consecución del segundo triplete culé, Xavi Hernández anunciaba su adiós. El histórico '6' del FC Barcelona se iba tras 17 temporadas en el primer equipo. Se despedía del Club con un palmarés envidiable, con un total de 25 títulos: 8 Ligas, 4 Ligas de Campeones, 3 Copas del Rey, 6 Supercopas de España, 2 Supercopas de Europa y 2 Mundiales de Clubes. Se iba con 85 goles en 767 partidos oficiales, una cifra récord en el FC Barcelona. Su mejor herencia: un estilo de fútbol combinativo innegociable.

JOSEP MARIA BARTOMEU GANA LAS ELECCIONES

El 18 de julio de 2015 Josep Maria Bartomeu ganó las elecciones a la presidencia del FC Barcelona. Con 25.823 votos, el 54,6% del total, se imponía en las terceras elecciones con más participación de la historia del Club. Bartomeu retomaba así unas tareas que ya había ejercido desde enero de 2014, tras la dimisión del anterior presidente, Sandro Rosell.